¿Son Jesús y Dios lo mismo?

Para responder a esta pregunta, es necesario comprender el concepto bíblico de la Trinidad.

A lo largo de la historia, los cristianos han utilizado el término «Trinidad» para comunicar la verdad bíblica de que existe un Dios que es tres personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo. Cada una de estas personas es plenamente Dios y cada una es distinta, pero son un solo Dios.

Explicado de otra forma, el Padre es Dios, el Hijo es Dios y el Espíritu Santo es Dios. Cada uno es Dios, y juntos forman un solo Dios. Entonces sí, Jesús es Dios, pero no es lo mismo que el Padre o el Espíritu Santo.

Obviamente, hay aspectos de la Trinidad que están más allá de nuestra comprensión. Es difícil entender cómo Dios puede ser tres en uno. Pero el hecho de que esté más allá de nuestro entendimiento no significa que sea falso.